lunes, 25 de marzo de 2013

Y al final se compuso acerca de mí una verdad a medias que no logré defender.
Y seguro que contribuí al malentendido, por no ser clara con cada detalle.
Algunas cosas eran ciertas. Pero no todas. Todas no. No siete, ni innumerables. No.
Grave de todos modos. Pero no es lo mismo.

Y hasta el alma gemela, o sobretodo el alma gemela, mejor dicho, esparció los pedazos de mi nueva y despreciable fama por todas las puertas de la ciudad. Ahora comprendo las miradas de rechazo. Las palabras de repudio y la poca añoranza hacia mí.

No fue así, muchacho, no fue así. Ojalá algún día pudiese explicárselo todo de nuevo, pero esta vez bien. Porque contribuí al malentendido. Y entonces sabría que aunque tropecé con la misma piedra, el número infinito que él considera como cierto no puede estar más lejos de la realidad.

Pero quizás ya es tarde para eso.

domingo, 24 de marzo de 2013

martes, 19 de marzo de 2013

¿Realmente estás haciendo lo que te hace feliz?

Uno de los vídeos más interesantes que circulan por ahí últimamente.
Motivador, incluso. Aunque no sé si todo es tan fácil o bonito como parece :(

Anyway, aquí va.

miércoles, 13 de marzo de 2013

¿Mi, me, conmigo?

A veces siento la necesidad de tener a mi alrededor testigos de las cosas que hago y de los logros que alcanzo. El caso es que todo por lo que lucho o todas las pruebas a las que me someto con un fin, son puramente para mí misma o mi formación. Para mi enriquecimiento, digamos. El mío propio.

Por qué motivo, entonces, debería necesitar el reconocimiento de nadie.

Supongo que sentirse valorado por mentes o corazones ajenos a los tuyos, es relativamente importante.

Y si entonces todas esas metas que uno se propone y además cumple, pasan desapercibidas para otros y no te convierten en alguien mejor a sus ojos, aunque por dentro uno mismo note que está creciendo y haciéndose un favor, como que se te contagia. Se te contagia infravalorar tus éxitos.

Así que estoy aquí esta noche preguntándome qué se debe hacer.

Quizás aprender a conformarse con la auto satisfacción. Imagino. Y olvidarse de la empatía. Ser independiente y alegrarse por uno mismo. No olvidarse del valor propio.

No sé. Quizás pruebe a enorgullecerme un poco más de los pequeños pasos que voy dando en la vida, en lugar de esperar la enhorabuena, que por otro lado no hace falta. O sí la hace. Pero me fortalezco y me quedo con mi propia evaluación. Je ne sais pas.

No sé dónde ni cuándo adquirí la faceta de restar importancia a los logros que me cuestan esfuerzo y de los que normalmente debería sentirme orgullosa y satisfecha. O quizás sí lo sé.

Muchas preguntas para una noche de martes.
Reseteemos la mente y que la vida lo aclare todo, como siempre.

martes, 12 de marzo de 2013

Obel, Agnes Obel.

I can tell from your eyes...... you've never been by the riverside.

miércoles, 6 de marzo de 2013

Tu eterna omnipresencia.

Eres reminiscencia de las cosas buenas:
Si llueve estando entre sábanas, de noche. Después de haber cambiado el carrete de la cámara, después de llenar la botella de/con agua.

Estás en los vinilos, en los mapas-mundi, en las motos de la Route 66, en los buzones de gran parte de Europa.

Y en los pantalones de chino.
Los calcetines kilométricos, las páginas de internet.

Te siento dentro de las películas, canciones y fotografías.

Eres el arte.

Y me recuerdas a la playa en la mañana y las cortinas blancas.
Te pareces al algodón comestible de las ferias.
También a las tartas.

Eres reminiscencia de las cosas buenas.
Las vivencias, el futuro.

Eres una obra de arte por analizar.
Y yo a ti te amo.

sábado, 2 de marzo de 2013

Russian Red.

Qué talento para componer y cantar.
De lo mejor que ha dado Madrid en los últimos años para mí.




Her singing's just lovely.